Carta abierta a las autoridades políticas, judiciales y sanitarias

« Crónica de una muerte anunciada » Urgencia humanitaria en Chile: la situación de los jóvenes en prisión preventiva París, 23 de marzo de 2020

El 18 de octubre de 2019, el pueblo chileno se levantó en una gran ola de manifestaciones para exigirle al gobierno que se hiciera cargo de la catastrófica situación económica y social en la que se encuentra sumergido el 95% de la población en Chile.
En vez de escuchar a los ciudadanos y poner en marcha la indispensable modificación del modelo económico, el gobierno respondió aumentando y exacerbando las medidas represivas.
En este marco, 2.500 jóvenes (entre ellos una cantidad aún no determinada de menores) se encuentran hoy en día en “prisión preventiva” (medida punitiva que en Chile puede extenderse hasta dos años) sin que haya habido proceso ni condena en su contra, y por actos cuyo carácter delictivo es, en la mayoría de los casos, discutible e incluso inexistente.
Tras una campaña de apadrinamiento de estos presos de la revuelta social en Chile, organizada por la Asociación de ex presos políticos chilenos en Francia, nosotros, ciudadanos chilenos y franceses habitantes de este último país, decidimos fundar un Colectivo de Madrinas y Padrinos.
Como tales, queremos hoy lanzar un llamado de alerta a la comunidad internacional en torno a la dramática situación en la que se encuentran estos jóvenes presos, y en torno a los riesgos a los que están expuestos en la coyuntura de la pandemia del Covid-19.
Los numerosos testimonios que hemos recibido por parte de las familias de estas personas describen condiciones sanitarias catastróficas: hacinamiento, falta de higiene, intimidación y aislamiento respecto a sus parientes en el exterior. Estas familias, desesperadas por la restricción de las visitas, están poniendo en riesgo su propia seguridad para tratar de hacerles llegar a los presos máscaras y gel hidroalcohólico. A todo ello se suma el hecho de que, como en muchas otras cárceles del mundo –Francia, Colombia–, en Chile los motines se han multiplicado, fragilizando aún más la situación de estos jóvenes contra los cuales no existe ninguna acusación documentada.
Hasta ahora, las autoridades chilenas han hecho oídos sordos a los llamados humanitarios lanzados por las familias, por sus abogados y por los colectivos de apoyo.
Es por eso que, como portavoces en el extranjero de estas diferentes instancias frente a la opinión internacional, nosotros, Madrinas y Padrinos, solicitamos la conmutación, por razones humanitarias, de la “prisión preventiva” por el “arresto domiciliario”, con el objetivo de que estos jóvenes puedan beneficiar de los cuidados de su familia, evitando así una hecatombe inminente.
Te invitamos a apoyar esta solicitud, firmando la carta abierta.
¡En este período de pandemia, contamos contigo, y con tu solidaridad!

Colectivo de Madrinas y Padrinos en Francia
de lxs presxs de la revuelta social en Chile

CARTA ABIERTA A LAS AUTORIDADES POLÍTICAS, JUDICIALES Y SANITARIAS CHILENAS

París, 23 de marzo de 2020

Señor Sebastián Piñera, Presidente de la República de Chile
Señor Hernán Larraín, Ministro de Justicia
Señor Jaime Mañalich, Ministro de la Salud

Señor Jorge Abbott, Fiscal Nacional
Señor Guillermo Silva, Presidente de la Corte Suprema de Justicia

Los abajo firmantes, ciudadanos y ciudadanas de Francia y otros paises, que hemos tomado conocimiento del desamparo y la desesperación de las familias de las personas encarceladas en el marco de la revuelta social en Chile, nos dirigimos a ustedes para solicitarles encarecidamente que hagan respetar la dignidad y los derechos fundamentales de estos presos, frente a la catástrofe sanitaria a la que el mundo entero está actualmente confrontado.
Es de conocimiento público que más de 2.500 personas sin antecedentes judiciales han sido privadas de libertad gracias a las diferentes leyes que permiten en Chile el recurso a la “prisión preventiva”; medida que, de modo evidente, en este caso forma parte de una estrategia política de intimidación y sanción contra todos aquellos que se han atrevido a manifestar su descontento en las calles.
Si bien el Covid-19 representa un riesgo sanitario mayor para toda persona expuesta a la contaminación, es sabido que en los recintos carcelarios donde esos jóvenes se encuentran las medidas de higiene son insuficientes, que los locales tienen poca ventilación, que la población penal y el personal no disponen de las informaciones necesarias para proteger su salud, y que carecen del material y de los productos indispensables, como máscaras y gel hidroalcohólico. En tales circunstancias, mantener a estos jóvenes en “prisión preventiva” es cruelmente injusto y moralmente injustificable.
Frente a la pandemia, nos permitimos pues pedirles que procedan urgentemente, por razones humanitarias que seguramente ustedes mismos comparten, a la conmutación de la “prisión preventiva” por la “prisión domiciliaria” para todos los presos políticos actuales en Chile.
Si la modificación de una medida preventiva no significa el fin de un proceso judicial, estamos convencidos de que, en estas condiciones, esa modificación representará un cambio sustancial para las personas encarceladas, y para sus familias.
Esperando, Señor Presidente de la República, Señores Ministros, Señor Fiscal Nacional, Señor Presidente de la Corte Suprema, que esta petición, fundada a fin de cuentas en el derecho a la vida, reciba de su parte una acogida favorable.

ATENTAMENTE
Firme la carta aquí : https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLSdVouOIyBFXUbMYVWehR5vXybQ48CF3ztaECdgZ8v6Q87yQ3w/viewform?fbclid=IwAR2CUhGS0R2OdjKidx-cZ-pSxHkAY7-j7b2zFoqPQcDiWtm55gBu2j3Ue7I

Firmas / 30/03/2020 Paris 11h45 —->> 4652 firmas/signatures

Para ver la totalidad de las firmas / Pour voir toutes les signatures : https://sites.google.com/view/firmasignatures/p%C3%A1gina-principal

Gracias